En México sólo hay 7.6% de Contratos Colectivos legitimados: CFCRL


Tzuara de Luna 

Ciudad de México / 01.05.2022 

A un año de vencerse el plazo, sólo se han legitimado 3 mil 800 Contratos Colectivos de Trabajo (CCT) en México, equivalentes a 7.6 por ciento de la estimación total, con lo que se acorta el tiempo para cumplir antes del 1 de mayo de 2023, fecha marcada por la Ley Federal del Trabajo y el T-MEC, según explica el Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral (CFCRL).

En entrevista con MILENIO, Alfredo Domínguez Marrufo, director del CFCRL, indicó que, para la próxima semana, espera que el número ascienda a 4 mil, no obstante, aún no se tiene una previsión respecto a cuántos podrán legitimarse antes de la fecha límite para este proceso, que es hasta el 1 de mayo del 2023.

De acuerdo con el décimo primero transitorio de la reforma a la Ley Federal del Trabajo de 2019, todos los CCT deberán legitimarse antes de la fecha indicada, resaltando que esto también va en línea con la libertad de representatividad laboral contenida en el Anexo 23 del T-MEC.

Agregó que si bien, las Juntas de Conciliación y Arbitraje del país reportaron al CFCRL más de 500 mil de estos contratos, considera que no son más de 50 mil los que podrían encontrarse vigentes y por ello, que llegarían a legitimarse.

Desde su perspectiva, este medio millón de CCT corresponden a contratos que son por tiempo u obra determinada, o a negociaciones que ya desaparecieron, de tal forma que “nadie da de baja esos contratos que se quedaron ahí, como decimos nosotros, durmiendo el sueño de los justos”.

Refirió que, a partir de estudios del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM, estima que hasta cuatro de cada uno de los contratos podrían ser de “protección”.

“Son CCT firmados a espaldas de los trabajadores y que, si se revisan cada año por una cuestión de tabulador, los trabajadores ni siquiera están enterados ni participan, y muchos de esos contratos seguramente, probablemente, no se van a legitimar, no los van a poner a conocimiento de los trabajadores, no los van a validar, al no conocer ni al sindicato ni a sus líderes”, aseveró.

Pese a que no se cuenta con una distribución por entidad federativa, Domínguez Marrufo indicó que donde se observa una menor participación de los trabajadores en los CCT es en sectores como construcción, servicios y comercio.

Del lado contrario, donde existe una mayor participación de los trabajadores en materia de representatividad es en aquellos sectores económicos con más dinamismo o que tienen contratos “más generosos en cuanto a prestaciones y tabuladores que todos los demás”, como lo son el automotriz, petrolero, energético, farmacéutico, siderúrgico y metalmecánico.

El año pasado, Estados Unidos activó por primera vez el Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida del T-MEC para revisar la legitimación del CCT sostenido por los trabajadores de la planta de General Motors en Silao, Guanajuato. En caso de infringir con las normativas, el asunto pudo haber trascendido en la imposición de sanciones arancelarias a la empresa.

Al estar involucrado el principal acuerdo comercial de México en la libertad de la representatividad laboral, desde el CFCRL se observa con preocupación que lleguen a suscitarse afectaciones económicas con motivo del proceso de legitimación.

“Desde luego que nos preocuparía que cualquier empresa mexicana o instalada en nuestro país tenga una sanción, porque esto podría afectar a los trabajadores, pero antes que preocuparnos nos ocupa… Los empresarios deben estar muy conscientes de que, si no se cumplen con estas premisas de dejar que fluya la negociación colectiva genuina, dejar que los trabajadores sean consultados, si no se cumple con ello van a tener una queja con la posible activación del Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida”, añadió.

Legitimar los CCT, una forma de depuración

Desde la perspectiva del director del CFCRL, el proceso de legitimación es una forma de depurar los CCT sin vigencia, puesto que los trabajadores tienen la posibilidad de participar en la elección de sus líderes sindicales a través del voto libre, secreto y directo, así como en la negociación del propio contrato.

Por ello, Domínguez Marrufo subrayó que se han puesto en marcha conversaciones con diferentes sindicatos, con la intención de acelerar el proceso y que el porcentaje de contratos legitimados aumente.

“Esperamos que los sindicatos atiendan estos llamados, porque no queremos que los sindicatos vengan el último mes, que vengan a partir de abril de 2023 a querer registrar sus contratos. Nosotros sí quisiéramos, como el CFCRL que se acelerara. Estamos, prácticamente a diario, en foros con sindicatos y también con empresarios para decirles que necesitamos acelerar la marcha de la legitimación”, añadió.

A un año de vencerse el plazo, sólo se han legitimado 3 mil 800 Contratos Colectivos de Trabajo (CCT) en México, equivalentes a 7.6 por ciento de la estimación total, con lo que se acorta el tiempo para cumplir antes del 1 de mayo de 2023, fecha marcada por la LFY y el T-MEC, según explica el Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral (CFCRL).

Información publicada en: https://www.milenio.com/negocios/mexico-7-6-contratos-colectivos-legitimados-cfcrl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *