Reflexión sobre el Día Contra el Trabajo Infantil


Por: Tereso Medina * 

12/06/2022

Este domingo se conmemora a nivel internacional un motivo de suma relevancia, no sólo para un grupo o un país, sino para el desarrollo completo de la sociedad conjunta. Me refiero al Día Mundial Contra el Trabajo Infantil, fecha establecida en 2002 por la Organización Internacional del Trabajo, con el claro objetivo de concientizar y sumar esfuerzos para mitigar esta problemática que es del interés de todos por igual.

Si bien este día es un parteaguas que pone sobre la agenda de cuasi todos los países del mundo este relevante tópico, no debemos engalanarnos con eventos y grandes discursos que envuelvan y reiteren la magnitud de este problema, sino tenemos que generar, de forma conjunta, programas, legislaciones y acciones firmes que permitan establecer un cauce que ataque de raíz este cáncer social.

Para lograrlo, es preciso tomar en cuenta diversos aspectos, ya que este no es un asunto que implique meramente el aspecto del trabajo, sino que también debemos posicionarnos desde un aspecto económico, mismo que interesa cuando nos cuestionamos ¿ante qué necesidades se enfrentan las niñas o niños, que los obligan a salir a laborar y dejar los estudios?; desde un aspecto social, que nos plantea la duda del ¿por qué su entorno no resulta lo suficientemente amable, sustentable o estable como para permitirles continuar con una vida acorde a sus edad?; por mencionar sólo un par y que resulta sumamente amplio y variable dependiendo el caso específico, pero sin lugar a dudas, erradicarlo es una situación de carácter humanitario y, por supuesto, de justicia social.

Para acercarnos a este gran propósito, debemos reavivar la niñez y la juventud, abrazar y resguardar su valor; impulsarla mediante programas benéficos que aborden desde múltiples parámetros esta cuestión, desarrollando áreas para su adecuado ocio y esparcimiento, con espacios dedicados al arte o al deporte, debemos reforzar la educación para brindarles calidad, gratuidad y herramientas idóneas para que esto no sea un obstáculo, sino un impulso y motivación.

Aunque por otro lado, también es relevante volteemos a ver la situación de los padres o tutores, quienes ante la carencia de una vida laboral digna, de salarios justos y competitivos tienen que apoyarse de los menores para alcanzar un sustento decente; mediante el cual podamos posicionar la estabilidad y paz laboral, las oportunidades claras y aumentar las competencias con capacitaciones que aperturen una vida integralmente digna.

Tomando en cuenta estos aspectos de forma inicial, podemos partir hacia la construcción de un porvenir más justo, decente y acarreando, cada cual, desde su lado, la responsabilidad de lo que nos toca hacer, en la materia de especialización que cada uno tenga, para, sucesivamente, adentrarnos en los campos de índole psicológica, que incumben en el sano desarrollo infantil y que permitan construir un futuro más prometedor a partir de la base social que son las niñas y los niños.

Por nuestra parte, como sindicatos y representantes de las y los trabajadores, así como fieles defensores de la justicia social y la paz laboral, en la Confederación de Trabajadores de México, y con el modelo nacional de #SindicalismoResponsable, planificamos estrategias reales que repercutan en beneficio de las familias en México, buscando bienestar, progreso, crecimiento y estabilidad de forma integral, entendiendo la importancia fundamental que la niñez tiene, velando por ella y manifestándonos categóricamente en contra del trabajo infantil y accionando para erradicarlo.

Nosotros entendemos el papel de las y los niños, su valor y el desempeño que tienen como parte estructural de la sociedad, y es el de ir formando y construyendo sus sueños y con sumar a la edificación de un mejor país; así como nuestra responsabilidad es la de brindar los escenarios apropiados para que estos sueños se vuelvan realidad.

  • Secretario General adjunto de la Confederación de Trabajadores de México y Diputado Federal por el estado de Coahuila.

Información publicada en: https://www.eluniversal.com.mx/opinion/tereso-medina/reflexion-sobre-el-dia-contra-el-trabajo-infantil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *