Plataformas digitales, muy lejos de ofrecer empleo digno


Angélica Enciso L.

Periódico La Jornada

Viernes 14 de abril de 2023, p. 13

A una década de haberse instalado en México, las plataformas digitales de trabajo no cumplen los requisitos básicos para garantizar un empleo digno con seguridad social, pago justo y libertad de asociación para al menos 500 mil trabajadores que se estima hay en el país, pero además existe el riesgo de que este mecanismo se generalice en el mercado laboral.

Esto se informó en el foro internacional Trabajo justo, retos de la regulación de plataformas digitales en México, en el cual se lanzó el reporte del proyecto Fairwork México, realizado con el Centro de Solidaridad, el cual analizó nueve plataformas: Uber, Uber Eats, DiDi, DiDi Food, Rappi, Cabify, inDrive, Jokr y Mercado Libre.

En la medición de cinco factores, ninguna alcanzó un puntaje que garantice condiciones dignas a los trabajadores. Se evaluó que el pago (al menos el salario mínimo), las condiciones, los contratos, la gestión y la representación fueran todos justos, así como los mecanismos para solucionar problemas.

México es el segundo país de América Latina con más trabajadores en las plataformas, y el Instituto Mexicano del Seguro Social calcula que de los más de 500 mil trabajadores sólo 250 mil son de reparto, pero son estimaciones, porque no hay datos oficiales, se informó.

Al presentar los resultados, Kruskaya Hidalgo, investigadora de Fairwork México, aseveró que en cuanto al pago justo no se pudo demostrar que todos los trabajadores ganen el salario mínimo.

Respecto a las condiciones justas, no se encontraron pruebas suficientes de que las aplicaciones garanticen la salud de las personas, protección en su trabajo o que tengan una red de seguridad social cuando dejan de laborar por enfermedades o lesiones.

Agregó que en este tema varias plataformas estuvieron cerca de obtener puntaje: Jokr les ofrece un seguro en caso de baja remunerada por enfermedad y Uber proporciona una póliza que asegura los viajes, pero en entrevistas se detectó que muchos trabajadores no conocían de su existencia.

Ante este panorama, Paolo Molinaro, del Centro Solidaridad México, consideró fundamental el reconocimiento de la relación laboral. Ahora se habla de choferes y repartidores, pero con este mecanismo cualquier trabajador de otras áreas puede ser contratado con un algoritmo y ser despojado de sus derechos laborales.

Detalló que en Estados Unidos hay aplicaciones para reclutamiento de mano de obra en general, y con ellas se puede emplear a un obrero en una automotriz. Indicó que la lucha que se ha dado por la organización de los trabajadores se puede perder.

Información publicada en: https://www.jornada.com.mx/2023/04/14/politica/013n1pol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *