Por Ricardo Quiroga

Lunes 10 de Julio de 2023 

Corre el verano, una de las épocas más importantes para la meca occidental del cine, con varias de las grandes apuestas fílmicas del año en puerta, pero la industria hollywoodense enfrenta una probable encrucijada histórica: la primera vez en más de 60 años en que podrían coincidir dos huelgas de gremios cruciales para el quehacer audiovisual.

A la ya establecida huelga de guionistas, que estalló en mayo pasado y se ha extendido por 10 semanas en una pugna por el reconocimiento justo de sus derechos laborales, amenaza con sumarse el paro del gremio actoral.

El asunto de preocupación es muy similar al que sucedió hace más de 60 años: la falta de remuneración digna en las creaciones audiovisuales –llámese películas, series o especiales– por parte de las nuevas vías de distribución y visualización de los contenidos, en especial, las plataformas de servicios streaming, cuyos ritmos de producción, aseguran los afectados, están erosionando la estabilidad laboral.

En México falta conciencia gremial

Pero el conflicto no es exclusivo del país vecino. El pasado 14 de junio, TINTA, la Asociación de Escritores Audiovisuales y Cinematográficos México, convocó en los Estudios Churubusco a un encuentro llamado #GuionistasPorTodasPartes para expresar su apoyo al gremio de guionistas en Estados Unidos y, de paso, advertir una situación de réplica en nuestro país. En dicho evento se expresaron no sólo guionistas y directores, como Carlos Cuarón, sino actores como Daniel Giménez Cacho, Claudia Ramírez, Alejandro Calva y Laura de Ita.

Las voces gremiales en México no han hecho más que replicarse. En la reciente edición del Festival Internacional de Cine en Guadalajara, la actriz Arcelia Ramírez llamó a “abatir la inercia de las plataformas”, mientras que Karla Souza advirtió que la toma de acción por inconformidad del gremio en Hollywood es deseable de replicar en México.

Sobre el escenario mexicano, este diario conversó con el actor Marco Treviño, actual secretario general de la Asociación Nacional de Actores (ANDA), que agrupa a alrededor de 4,000 profesionales del arte histriónico en el país. En primera instancia, el líder gremial señala que hay una diferencia entre lo que sucede en Estados Unidos y en México: la capacidad de organización sindical.

“Como líder sindical puedo decir que sí, en efecto, muchas compañeras y compañeros están preocupados por las condiciones laborales, pero no hacen absolutamente nada para apoyar al sindicato en caso de que pudiéramos llegar a una huelga en un momento dado. La huelga de guionistas en Estados Unidos tiene fuerza porque ningún escritor agremiado va a aceptar trabajar con las plataformas y por eso tienen una posibilidad de éxito. En México no existe ese respaldo”.

El mínimo de películas bajo contrato con la ANDA

Por otro lado, Treviño precisa que en la mayoría de los casos en México las plataformas no contratan directamente a los actores, sino que lo hacen a través de servicios de producción o de “maquiladores”.

Las series y la televisión están cubiertas por la ANDA, indica, pero el problema está en las películas. De los 258 largometrajes mexicanos producidos el año pasado reportados por el Imcine, de los cuales 140 fueron de ficción, señala que solamente 45 firmaron contratos con los actores representados por esta fuerza sindical, es decir, sólo el 32% de las producciones de ficción.

“Y quiero aclarar que no es una cuestión de ineficiencia del sindicato; tiene que ver con una falta de compromiso y conciencia de los agremiados, porque solamente en la medida en que los actores no acepten contratos que vayan sin ANDA, más fuerte será la representación. Ahora, tampoco se trata de plantear condiciones injustas con una empresa. Creo que somos el sindicato que más accesibilidad y empatía tiene con los patrones, no tenemos problemas en general con ninguno de los patrones con los que tenemos contratos colectivos. Reconocemos que los productores son un aliado comercial”.

De hecho, comenta, la mayoría de las plataformas sí buscan que la ANDA cubra las producciones de las que éstas se encargan directamente, porque van a buscar ajustarse a las leyes del país, en todo caso, el problema es otro: “las plataformas lo que en realidad estarían violando en México es que evaden el pago de derecho por regalías. Ahí sí todavía hay mucho que hacer y es un tema en el que ya está tomando cartas la Asociación Nacional de Intérpretes (ANDI). De hecho, el tema de las regalías también es el punto medular para los guionistas en huelga en Estados Unidos”.

Otro de los grandes temas que preocupa al gremio histriónico y que se aproxima a gran velocidad, indica Treviño, es el desplazamiento de la fuerza laboral por las inteligencias artificiales. “Eso es gravísimo y necesitamos legislar. Ya estamos trabajando con la ANDI al respecto para establecer una propuesta legislativa que urge implementar para podernos proteger, porque ya lo estamos viendo, ya hay casos de actores de doblaje o locutores a los que se les está pirateando la voz con las IA’s sin pagar un solo peso por regalías o derechos de interpretación”.

En el teatro el problema es más grande

Otro de los problemas grandes es el caso del teatro, “porque sólo una o dos obras de teatro en todo el país van con la ANDA. Y en doblaje hay unas 15 o 16 empresas que van sin la ANDA, incluso pagan menos, abusan de los compañeros en sus sistemas de trabajo. Nosotros tenemos cubiertas alrededor de 13 empresas de doblaje y esas van bien”, asegura el líder Treviño.

Información publicada en: https://www.eleconomista.com.mx/arteseideas/Es-viable-que-estalle-una-huelga-del-gremio-audiovisual-en-Mexico-20230710-0154.html

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *