Proliferarían contratos laborales individuales después del 1 de mayo


Por María del Pilar Martínez

Martes 24 de Enero de 2023 

Hasta el tercer trimestre de 2022, había 16.3 millones de trabajadores que no contaban con un contrato de trabajo por escrito; en tanto, quienes sí lo tienen suman 22 millones.

A partir del 1 de mayo de 2023 se espera que proliferen los contratos de trabajo individuales, ya que los contratos colectivos -aquellos que firman los sindicatos con la empresa- que no pasen por el proceso de legitimación desaparecerán. De tal manera, que las compañías deben tener la capacidad para otorgar a cada trabajador su contrato respetando todos los derechos adquiridos.

En el país, hasta el tercer trimestre de 2022, había 16.3 millones de trabajadores que no contaban con un contrato de trabajo por escrito; en tanto, quienes sí lo tienen suman 22 millones, y de ese universo 3.2 millones son temporales; mientras que 18.5 son de base, planta o por tiempo indefinido.

Las autoridades laborales realizaron una depuración de los contratos colectivos que tenían registro y de un universo de 500,000 quedaron en total 139,000, de los cuales, se espera que sólo 13% cumpla con el requisito de someter a votación el contrato vigente.

No obstante, la firma de un contrato tampoco garantiza que se otorguen la totalidad de las prestaciones laborales; por ejemplo, hay 13.5 millones de trabajadores que no cuentan con prestaciones, independientemente de los servicios de salud.

El especialista en mercados laborales, José Pablo Hernández, comentó en un análisis que presentó en redes sociales, que “en México sólo 20.4% de las personas subordinadas y remuneradas tuvo acceso a salud por medio del trabajo formal, así como a vacaciones pagadas, aguinaldo y participación de utilidades (PTU); mientras que 34.3% de quienes son formales laboralmente, gozan sólo de alguna de esas prestaciones y 2.1%, aunque son formales, no gozan de ninguna de estas prestaciones”.

Consultada respecto a que con el término de los contratos colectivos haya riesgo de que estos vean disminuidas sus prestaciones, la secretaria de Trabajo y Previsión Social, Luisa María Alcalde, comentó que “todos los derechos se deben respetar en los contratos individuales, pero suponiendo que haya una intención de ir reduciendo derechos, los trabajadores siempre tendrán la posibilidad de volverse a juntar y crear una organización o con un nuevo sindicato para volver a solicitar la firma del contrato que garantice sus derechos laborales”.

Además, enfatizó que, dado que el primero de mayo de 2023 concluye el plazo para legitimar los contratos y muchos de ellos desaparecerán, “si hay la intención de debilitar derechos, siempre los trabajadores que cuenten con 30% de la representación de los trabajadores podrán volver a solicitar la firma de contrato”.

A su vez, el director general del Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral (CFRL), Alfredo Domínguez Marrufo, afirmó que “ir hacia un nuevo contrato laboral es siempre para mejorar ya sea el salario o las prestaciones. No tendría ningún sentido ir hacia un CCT que no tenga mejores condiciones”.

Aseguró que al inicio de esta administración México ratificó el Convenio 98 de la OIT, con la finalidad de promover la contratación colectiva, pues “incluso, y pese la simulación que había, está claro que quien está bajo un CCT tienen mejores condiciones que quien no lo tiene”.

Información publicada en: https://www.eleconomista.com.mx/empresas/Proliferarian-contratos-laborales-individuales-despues-del-1-de-mayo-20230124-0008.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *